Fin de año


Muchas gracias a todos aquellos que habéis perdido algo de vuestro tiempo en acercaros a este blog durante el año del 2009.

Seguiremos en Ningún Lugar.

Frío


Una luna nueva

contorneando la sombra

de tu cuerpo

abierto a mi boca

creciente que te susurra


frío amor,

rodéame con tus piernas.

Zoom


Acercarme, en lentos fotogramas

para saborear mejor el olor,

noche abierta, brisa

que inunda

mi boca.


Y morderte y acercarme

y quedarme con tu piel.

Amalgama Número 7 (Octubre 2001)













Pasaría un año, completo, para llegar a la séptima y última publicación de la revista Amalgama. Agotado ya el ímpetu inicial, y ya de manera casi individual y solitaria, se forjó este especial al séptimo arte.
En contraste con los anteriores números la revista sólo tenía una portada, ignorando la separación habitual de poesía y narrativa y, por supuesto, añadiéndosele una contraportada.
Fue más que nada una despedida decente a una historia más bien humilde, en la cual los recuerdos y los instantes son los elementos más valiosos que pudiera destacar, pero no en este momento.
En este epitafio participaron Francisco Buyo Larios, Héctor Castilla, Antonio Vela, Juan Ros Pérez, Guillermo Vivero, Alfredo Wandossell, Sergio Gallego Morales, Antonio Llorente Abellán y el que os escribe.
Os dejo con la editorial de este último número.
EDITORIAL.
...preston sturges claude miller jean renoir wayne glenn ford bette davis nicholas ray harrison ford james dean charles chaplin andrei tarkowski sergei eisenstein ettore scola pier paolo pasolini godard roberto rossellini ingrid bergman ava sinatra françois truffant mizoguchi holden hawks buñuel james stewart murnau stroheim dreyer lubitsch griffith garci lang vidor walsh sternberg kurosawa bresson orson welles spencer jack lemon walter mattahau billi wilder lelouch almodovar the marx brothers buster keaton spielberg lorre greenstreet lauren bacall bogart novak grace kelly andre bazin veiller cocteau de sica mankiewicz gabin polanski nicholson adjani catherine deneuve berlanga rey loren coppola “hitch” pickford rabal zukor...

Amalgama Número 6 (Octubre 2000)














Llegaríamos a la publicación del sexto número en el Otoño del 2000, en la que sería, a la postre, la mejor edición de la revista Amalgama.

Participaron en la sección de poesía, además del presente, los habituales Alfredo Wandossell, Eduardo Solano, Juan Ros Pérez, Sergio Gallego Morales, Héctor Castilla Jiménez, Sylvia Inglés, Antonio Xavier Rives, Elena Orenes, Guillermo Vivero Salmerón y Antonio Llorente Abellán.

En narrativa nos encontramos con los renglones de Francisco Buyo Larios, Héctor Castilla, Antonio Vela y Guillermo Vivero Salmerón.
Señalar que las ilustraciones de las dos portadas y la editorial fueron realizadas por Isidoro Conesa Godínez.

Dejo como legado este largo y delicioso largo poema.

"POEMA PARA UNA HABITACIÓN AZUL"

Mira las palabras, mira
cómo juegan y se ríen
de nosotros y de nuestras
ganas de teorizar
sobre como se comportan.

Hablamos de estar deshechos
y no pensamos que entonces
ha habido un tiempo en que sí,
en que realmente éramos
pleno, de una sola pieza.
Éramos entonces plenos,
totales y absolutos,
como un puzzle totalmente
terminado y enmarcado.

En qué momento, pregunto,
comenzó a hacer piruetas,
-a girar sobre si mismo-
el calendario; qué día
nos quedamos sin fronteras
entre un miércoles y un jueves;
en qué momento supimos
que los días y las piezas
de un puzzle, cuando se rompen
o se desarman, lo dejan
a uno eternamente solo
para recomponer -solo,
ya lo he dicho- almanaques
y siluetas.

Y tu boca
y su sorpresa en voz alta
no están sentadas al filo
de esta cama ahora deshecha
poniéndose un pantalón
de remordimiento o pena.

Diseminas mientras tanto
un cansancio inexplicable
de viernes nocturnamente
telefónico o de sábado
con olor a marihuana.

Y tus muslos, que te enterraron
la utopía hace ya tantos
siglos de ideas oscuras,
alzan violines que pesan
como el plomo sobre el gris
monótono de los días.

Y tus senos ya comprenden
lo que significa hablar
de escaleras: que no importa
los peldaños que uno tenga
que subir porque subir
siempre ha costado lo mismo.

Indago en algún espacio
de tu alma, en este preciso
instante, qué significan
ciertas luces imprecisas
de ciertos amaneceres
frente a un piso de alquiler.


Busco en tu sexo un aroma
de tabaco, una manera
de saborear el tiempo
que esparcen como confeti
los días sobre nosotros.

El tiempo
y las palabras
o un cuerpo para esquivar
el peso añil y concreto
de la muerte, para hacer
del dolor un sitio un poco
más habitable,
o al menos
para contrarrestar la íntima
aglomeración de olores
desordenados cayendo
sobre el lugar más recóndito
de este modo de vivir,
de esta habitación azul
encerrada ahora en versos.

Héctor Castilla Jiménez

Amalgama Número 5 (Marzo 2000)













Y con todo o con menos, llegamos al primer aniversario de la revista Amalgama con la puesta en la calle del número 5. Seguía ya este número la estética del número anterior, ante las buenas críticas acaecidas desde su salida.
En este número fueron publicados poemas de Antonio Marín Albalate, Antonio Llorente Abellán, Sergio Gallego Morales, Guillermo Vivero, Héctor Castilla, Juan Ignacio Ros Pérez, Alfredo Wandossell, Eduardo Solano, Antonio Madrid y el presente.
Dentro del apartado de narrativa encontramos los textos de Francisco Buyo, Salvador Calero, Guillermo Vivero y Antonio Vela.
Aquí se deja, sin duda, el mejor poema de ese número.

"Tiempo Perdido"


Hay tardes de Domingo quietas...

Como la tortuga adormecida en sus horas pares.

Tarde inevitablemente cursis y tontas y eso...

Negándose a mirar a poniente.


Tardes que son paisajes hueros,

Sin un punto de belleza en el espacio,

Algo así como la soledad misma de quién sabe

Que no vendrá la mano anillada de blanco

(Con la que sueño)

A borrar de sus labios

Toda la tristeza de la palabra añoranza.

Antonio Marín Albalate

La Galera






También tuve la oportunidad, hace ya más de diez años, en la revista de poesía cartagenera "La Galera". Participé en los números 2 (Abril 1999), 4 (febrero 2000), 5 (Junio 2000), y los almanaques de poesía del año 2000 y 2001.




La revista fue fundada y dirigida con gran acierto por Antonio Llorente Abellán y Héctor Castilla por un periodo de tiempo cercano a los dos años (1999-2000) en los que se dieron a luz siete números (del 0 al 6), dos números especiales de relatos y dos almanaques de poesía.




De todos los públicados, tras volver a revisar las revistas, me ha llamado la atención este poema publicado en el Almanaque 2001.




Me observas en rectángulos de poemas


sin saberte de mí,


a lo largo de lo albino.




Escuchas de imagen mis deseos áridos,


el palpitar arrastrado


o las lágrimas de carbón.




Cierras los ojos de mis estelas,


no es el parpadeo


o las estaciones del reloj.




Sólo has pasado de página.







Cuéntame un Cuento - Casilda Matrán


"Abandon et Voyage à l´enfance (Hansel y Gretel)"


"Perderse. Pecho vacío de equipaje con los ojos ya raíles en destierro apócrifo, el éxodo voluntario de todos los exilios albergados al interior de los callejones originarios de nuestras sombras disimuladas.


Abandonar y lilas las huellas. Crear un reflejo en el instante preciso mientras aún seamos cuento inenarrable, al susurro, pura imagen. Un retraro al mismo destino y una lápida de hojas.


La lucidez para avivar la hoguera de todos los mapas. Una mirada que cae ante las estatuas que nunca fueron camino. Una desbandada de pájaros transparentes arrebatando la certeza que nos hace caer mil veces al abismo. Una desbandada de corazones.


Un retorno sólo como infancia en la memoria y la marca de la soledad en la frente."


Corría el año 2003 y en el Centro Cultural Ramón Alonso Luzzy se dio la exposición "Cuéntame un Cuento" de Casilda Matrán Bea, (Nacida en Cartagena en 1967.Licenciada en Bellas Artes por la Facultad de San Carlos de Valencia. Diplomada en Artes y Oficios. Pintora de marcado estilo expresionista. Utiliza pinceladas sueltas cargadas de expresión con una rica paleta de color), en la cual participamos, ilustrando sus cuadros de viva infancia poetas y amigos como Antonio Marín Albaate, Sergio Gallego Morales, Antonio LLorente Abellán, Iris Permuy, Leopoldo Hércules de Solás, Alberto Soler Soto, María Teresa Cervantes, Cristina Hércules de Solás o José Luis Abraham López, entre otros muchos.

La temática de los cuadros y, claro está, de los poemas o minirelatos que los acompañaban eran cuentos populares de todos los tiempos. Al presente le fue adjudicado el cuento Hansel y Gretel.

Aquí dejo uno de aquellos cuadros que se expusieron hace ya más de seis años.


Rat Bay

Nocturno aquejado de poetas,
tamborileros de folios como
ratas royendo lo que le rodea
y angustiados porque no hay
más lunas que agujerear.

Parecen piratas, piratas cojos,
tuertos, afeminados, muñecos
que parecen piratas, sólo eso

un nocturno con sus sombras
ebrias, plagiadoras de sombras,
respirando blanco como las páginas
que dicen estar conquistando como damas
en un secuestro. No existe Errol Flynn, todo esto
es un teatro bochornoso de pueblo perdido, sólo eso

un nocturno abordado en esta
isla, plagada de roedores,
ausente de gatos.

Asesinato #1



Blanco como las piernas que ofrecen su sombra

al retrato de tu cuerpo posando en nocturnidad

y alevosía, culpables de este asesinato,en huída

dejando atrás este cadáver disecado, como única

prueba, mi aliento agónico tras ser rodeado por

la frialdad de tus piernas, que ahora se pierden

entre una risa lunática y un apresurado taconeo.

Las Letras


Acaecía el año 2000, fin del siglo pasado, en la añorada cafetería Espartaco (Cartagena) cuando apareció Antonio Marín Albalate con un nuevo proyecto. Un libro de poesía visual que contuviera todas las letras del abecedario.

Si no recuerdo mal, fui yo de los primeros en darle el poema, con forma de "V".

Tardó, no obstante, el proyecto en llegar a buen puerto, siendo ya el año 2006 cuando se publicó, bajo el patrocinio de la Fundación Carmen Conde y en aras del centenario del nacimiento de la poetisa.

El poema publicado ya está en este blog, aunque con algun arreglo que no merece mayor atención.


Antaria Números 3 y 6 (2005 y 2007)


Retomando el cruento y arduo hacer de recopilar las publicaciones acaecidas durante estos dos últimos lustros, atención especial al número 3 y número 6 de la Revista Antaria (Fundación CajaMurcia), años 2005 y 2007 respectivamente, en los que salí publicado gracias a la gentileza de su fundadora y directora Emma Coquillat.

Revista de innegable valor, acoge en sus páginas las artes visuales, la narrativa, la poesía y el pensamiento, todo ello orquestado por el Diseñador Pedro Manzano.
Aquí les dejo la dirección del blog para que ustedes mismos sean los que se sumergan en este muy digno proyecto.

Bolsos


No me gustan las mujeres


que llevan bolsos grandes,


inmensos, arrastrándolos,


sin poder alcanzar a saber


que hay dentro, que ocultan,


cuantos cadáveres yacen.




Las veo pasear, cambio de acera,


se me tropiezan en las esquinas,


vuelvo a cambiar de acera.


Algo buscan mientras miran


despistadas un escaparate


mientras pasa mi reflejo


en el cristal y despiertan.




Existen, aunque no me creas.
Y aún así


déjame retornar al desorden


de tus sábanas, al plomo


de tu cama, y susúrrame
que aún quieres quitarme
los pantalones, porque existen


aunque tú seas una de ellas.

El Coloquio de los Perros


He tenido el honor de poder participar en la revista digital El Coloquio de los Perros, en su número 25. Y como no, el poder agradecerle a Juan de Dios García su gentileza por contar conmigo es todo un placer.


Aquí os dejo el enlace directo, aunque, como siempre, la revista merece ser saboreada al completo, la cual encontraréis en mi sección de Otros Lugares. Y digo que merece la pena porque se encuentran poemas de Jorge Riechmann, Carlos Vitale y Katty Parra, además de sus habituales y acertadas secciones.


Sastre


El sastre que me enreda entre tus pechos

con sus telas de olor a carne humedecida

dice haber creado un nuevo traje para mí,

para cerrarme la boca entre tus piernas.

Aschenbach


---...tras otro breve paréntesis, que mejor manera de reanudar este blog con toda una declaración poética...---


...has de saber que nosotros, los poetas, no podemos recorrer el camino hacia la Belleza sin que Eros se nos una y se erija en nuestro guía; sí, por más que a nuestro modo seamos héroes y guerrros virtuosos, en el fondo somos como las mujeres, pues lo que enaltece es la pasión, y nuestro deseo será siempre, forzosamente, amor: tal es nuestra satifacción y nuestro oprobio. ¿Comprendes ahora por qué nosotros, los poetas, no podemos ser sabios ni dignos? ¿Comprendes por qué tenemos que extraviarnos necesariamente, y ser siempre disolutos, aventureros del sentimiento? La maestría de nuestro estilo es mentira e insensatez; nuestra gloria y honorabilidad, una farsa; la confianza de la multitud en nosotros, el colmo del ridículo...nosotros los poetas, digo,... no podemos enaltecernos, sino solamente entregarnos al vicio.


---extracto de "La Muerte en Venecia" de Thomas Mann---

Prohibido realizar fotografías (Interludio 9)

Amor de olvido, libro
deshojado en Alejandría,
bajo el mar, el desastre
de un terremoto,
un incendio abocado
a las cenizas,
a la arqueología
y a un museo
como amor de vitrina.

Yo, Pompeya

Hay algo de nube en tu voz.

Esperan los mirlos el amanecer,
tu voz de nube, recordándome
la ceniza de un volcán,
los mirlos en desvandada,
hay cientos de ellos ausentes,
hay algo ya arrasado,
algo de voz, algo de nube,
algo de surco de lágrima,
herida, herida, herida
sin dejar conciliar el sueño
el susurro constante
de la lava acercándose
a las puertas de Pompeya.

Gato

Gato muerto de sobredosis
en los titulares y la opinión
aúlla en esta noche de luna
que se va escondiendo
junto al fallecido.

(ga-to muer-to)

Repiten y se seducen
en conversaciones
de dadas, bares,
peluquerías.
Drogas.

Las que ya no le hacen falta
aquellas caricias al efímero,
con su foto estampada en
primera plana, recordadlo,
su mirada estática, portada
su nombre ya todo un mito
en la numerología, las fechas
coinciden con un eclipse
egipcio, las pirámides sin
sombra, sin sombra no hay
gato muerto.

Las mujeres lloran, se tatúan
y los hombres se compran
gafas con su mirada, iris
afilado, una armónica
sonando en las calles
con los carteles,
las camisetas,
suplementos,
biografías,
misterios.

Nadie se preocupó por conocer
la sustancia de las siete vidas.

Nadie - Gato.
Nadie - Muerto.

Buenas Costumbres (Interludio 8)

Aroma de libro
abierto tu sexo
de frases húmedas

sed de terminar
para que reposes
en las estanterías

y te recuerde, aroma

Mala Dieta (Interludio 7)

Latidos con latidos
abocados a un paseo
por las baldosas rotas,
calle de barrio,
por donde te fuiste, tac
tac, tus tacones
como un infarto ineludible.



---...con estos improvisados versos reiniciamos el pulso de este blog...---

Video del Recital de la A.C. Diván. Febrero 2009 (Cartagena)

video

Aquí os dejo el video de mi intervención en el cierre del primer ciclo de poesía gestionado por la Asociación Cultural Diván, en el cual se ofreció una pequeña plaquette con los poemas de los participantes.

El que avisa...

Al igual que el título de esta entrada empiezo señalando que el que avisa no es traidor. La laicidad se encuentra en manos negras dentro de nuestra querida Europa. Ya no comentemos el de nuestro querido País, que eso sería otro tema a abordar de manera larga y tendida.
Dándome una vuelta por blogs amigos me encuentro en "Cantando en voz baja" una entrada que hace referencia a una noticia surgida en Irlanda. La noticia divulgada por el periódico Público, más en concreto en la contrapartada de éste del día 12 de Julio, nos pone en aviso de que en el citado miembro de la Unión Europea estará penado blasfemar.
Vamos, para los que no se enteren, uno no se puede Cagar en Dios, so pena de una multa nada agradable.
Así que la laicidad, tan preciada por unos pocos en estos lares y mejor entendida más allá de los Pirineos, encuentra mermada de nuevo su derecho a regir el destino universal de los ciudadanos europeos, algo, desde mi humilde punto de vista, denunciable y un retroceso sobre la libertad iniciada con los revolucionarios franceses de finales del siglo XVIII.
La religión no puede, no debe, marcar las pautas legislativas de ningún estado. Claro está que, observando el mapa social-político del mundo, el asunto está aún por lucharse. Ejemplos que se me vienen a la cabeza y a cualquiera que esté leyendo estas líneas son, por desgracia, numerosos y poco afortunados.
Lo peor, que lo mismo que denunciamos y se denuncia semana tras semana, esté resurgiendo en nuestra amada Europa.
Y repito, resurge.
O, ¿se han olvidado de nuestra historia tanto local como continental?

Aquí les dejo, por otro lado, los enlaces para que ustedes mismos abran los ojos y queden avisados.

http://blogs.publico.es/joseaperez/46/perdonen-si-blasfemo/

http://cantandoenvozbaja.blogspot.com/2009/07/perdonen-si-blasfemo.html

Musiversando en marcha

Os comunico que el blog de musiversando va tomando forma entre el tedio del verano y el calor que nos consume...

http://musiversando.blogspot.com/

Espejo Nocturno (3ª Estancia)

Antoine Roquetin y M. de Rollebon. A quién elegir, al personaje perdido en la náusea o al personaje alejado, difuso, sin más aventuras que una sucesión de hechos entrelazados de nuevo por el primero.
Cómo ser Roquetin sin ser pelirrojo, llevando una cabellera que no llega a decidirse entre el castaño y el rubio, mi cara perdiéndose en el vacío con este vértigo diario. Yo también tiemblo ante el agujero blanco de la pared. Esa trampa, el espejo.
Cómo ser Robellon, asesino de Pablo I, como serlo si hay que evitar cuidadosamente los alejandrinos en la prosa.
Me observo en este espejo nocturno y encuentro a la cosa gris, mi rostro, a mis manos repitendo los actos hasta que los pienso, los defino e intento coger al tiempo por la cola.
Al final la noche te lleva a Bouville, por la calle Joséphin-Soulary al pasaje Gillet hasta la calle Tournebride, muy cerca de la colina de Montmartre. Irremediblemente. No hay otra salida. Al final el que lleva el pensamiento, el verso, la pregunta sabe a lo que se expone, a la soledad y cuestionarse a sí mismo.
Otros, otros que se acercaron en su momento por deficiencias, por astío de vida, por soledad de locura insoportable, otros acaban preguntándose "...para que sirve juntar versos...".
¿Para que sirve un asesinato? ¿Para qué una conspiración? Para que otro la escriba, la narre, la verse...ya da igual el asesino, su interior, quién era. Quizás ni su nombre importa.
Entonces queda claro, creo, por esta noche. Quizás mañana, aún, el infierno sigan siendo los otros.

Amalgama Número 4 (Enero 2000)


Entramos en el último año del siglo pasado y publicamos el número 4 de la revista Amalgama.
Como ya adelanté en la entrada de número 3, en ésta llevé yo las riendas del diseño y maquetación. Todo seguía siendo un poco artesanal; doblar fotocopias, ordenarlas, graparlas...
Pero este número, al menos, estéticamente, tuvo mejor factura y mejor final. Portadas grises con dos dibujos de María Arespacochaga, prestados de una edición de cuentos de Miguel de Unamuno.
Al respecto de las ilustraciones interiores se minimizaron, tendencia que seguiría en los próximos dos números hasta convertirse en algo testimonial.
Y en referencia al contenido se repitieron varios nombres, aunque la selección fue bastante más exigente. Aún así, viéndolo con perspectiva, en este aspecto teníamos un gran talón de Aquiles con el que luchar.
Participaron Antonio Llorente, Sergio Gallego Morales, Alfredo Wandossell, Juan Ignacio Ros Pérez, Sylvia Inglés, Elena Orenes, Antonio Xavier Rives, José Miguel Arroyo, Juan José Muñoz, Guillermo Vivero Salmerón, Ángel Galindo Piñana y el que escribe, Vicente Velasco Montoya por parte de la poesía. En narrativa nos encontramos con Antonio Vela, Guillermo Vivero Salmerón, Sari Mari Arponen, Juan José Muñoz y Francisco Buyo Larios.
La editorial corrió a cargo de Antonio Vela "...me miras, estoy vivo...sientos tus ojos clavados en mí y quedo inmóvil...me matas...tú decides".
Para terminar os dejo un poema de una persona que siempre sorprendió con sus escasos versos.
Otra vez
Presiento un aviso incesante,
una sensación que me trae recuerdos,
o no, quizás sean ilusiones,
ilusiones creadas buscando apego.
Pero entonces, ¿por qué?
¿Por qué no construyo frase
o concibo pensamiento cuerdo
cuando simplemente la veo?
Antonio Xavier Rives
Leamos aquellos libros
que tantas veces dejamos arrojados
entre ese tú y aquel yo.

Contemos la gravedad de los acentos
y la inseguridad permanente de las haches.

Quizá sea mejor así,
antes que el tiempo nos sonría
de carcajada definitiva
y el polvo, por fin,
oculte todos los vacíos,
la inmensidad en las estanterías.

---...poema publicado en el número 4 de la revista Amalgama...---

Más de Marcos Ana

Divagando, por la curiosidad despertada, en la red, al respecto de la concesión o no del premio "Principe de Asturias a la Concordia" a Marcos Ana encontré este blog con una reflexión que, sin desmerecer a otras de quizás firma más conocida, confirmó mis dudas al respecto de ciertos matices sobre este asunto.
Se habla en este artículo sobre el tan necesario revisionismo sobre la Transición Española, aclarando ciertas posturas sobre la actitud del poeta ante ésta y perfilando ciertos temas que ya pincelé en la entrada anterior como que un personaje de claro perfil republicano reciba un premio de otro no tan claro perfil.
Aquí os dejo el link para que vosotros mismos os posicionéis y si, así lo deseáis, sigáis o no firmando en el link que dejé en la otra entrada para la consecución o no de este premio para Marcos Ana.

http://www.losrealejos.biz/article-33366448.html

Primer Musiversando

Vicente Velasco Montoya, Ángel Galindo Piñana, David M y Antonio Marín Albalate
El día 30 de Junio, como aquel que dice ayer, realizamos el primer Musiversando en el bar Tris Tras. Todo un ejemplo de acertado recital que permanecerá mucho tiempo en la memoria y que nos va a llevar a seguir con este proyecto sin objetivo ninguno.
Por ello se va a crear un blog específico que ya podéis encontrar en el apartado de "Otros Lugares", donde se podrán, en cuanto nos pongamos manos a la obra, ver las fotos, videos y demás comentarios de los participantes de esta aventura sin más sentido que la música y la palabra.
Aquí en esta foto, de izquierda a derecha, Vicente Velasco con su acompañante a la guitarra Ángel Galindo "El Piña", y David Eme el cual a su vez acompañó con las cuerdas a Antonio Marín Albalate.
P.S.: No nos olvidamos de Manu y Pedro, componentes de "Pelandruska", sin los cuales la velada no hubiese salido tan redonda y alargada en la nocturnidad. Un saludo para ellos.

Marcos Ana, poeta en la represión franquista



Hablemos de Fernando Macarro Castillo, más conocido como Marcos Ana. Éste fue un personaje marcado por aquella horrible experiencia vivida por nuestro país, la guerra civil del siglo XX (1936-1939), ya que no olvidemos que el nuestro es adicto, a lo largo de los siglos, a los enfrentamientos cainitas que tan buen resultado nos han dado. Pero sin lugar a dudas, la bien conocida (menos mal), y estudiada Guerra Civil Española es la guerra de nuestro tiempo, aquel preludio de la aquella guerra mundial que enfrentó a la estupidez del fracaso humano vestido de armas a los ideales de la libertad y la igualdad. Del rico que se escondía tras la sotana y los asesinos a sueldo contra los que no tenían un sueldo digno que llevar a sus hogares. A la mujer gustosamente analfabeta contra aquellas que sabían que había otro mundo más allá de la sartén, (un recuerdo para Montseny)...y tantas otras y otras que no citaremos.

Pero volviendo al tema que nos concierne, sólo presentaros a este poeta que surgió de las cárceles franquistas a mediados de los años cincuenta del siglo pasado, al cual La Asociación de Memoria Histórica, con el apoyo de la Universidad de Granada, lo propone como Premio Principie de Asturias de la Concordia. Compañero de los últimos años de Miguel Hernández, espíritu luchador y de ideales inquebrantables, torturado y difusor del espíritu de la no rendición y la libertad, realizó a través de su poesía un mosaico sobre la vida penitenciaria del régimen franquista.

No estamos aquí para valorar la calidad o cantidad de su obra poética, sino a animar a todos aquellos que no conozcan su figura y su poesía a conocerlo y apoyarlo, si así lo consideran, en la consecución de ese premio, que bien no lleva membrete republicano pero si el apoyo de una gran cantida de españoles que no olvidamos, a pesar de la juventud y de no haber vivido aquellos desgraciados años.

Porque por favor, señores del "no revolvamos el pasado", juventud no debe ser nunca sinónimo de idiotez ni de ignorancia, ni de ignominia, ni de olvido.

Así que aquí os dejo unos links para que os acerqueis a Marcos Ana y apoyéis la candidatura al citado premio. Pero antes, un poema:

--------------------------------------------------------

Al pintor Miguel Vázquez
Al que sorprendí una noche llorando en la cárcel de Burgos.

Oídme amigos. He visto
con los ojos soñolientos
algo que quiero contaros.
Es la madrugada. Un preso
enfrente de mí despierta.
Se incorpora sobre un codo.
Lía un cigarro. Se sienta.
Mientras fuma tiene ausente
la mirada, como dormida la frente
(Sueña el viento en la ventana)
Tira el cigarro. Se inclina.
Saca un pedazo de pan,
se lo come lentamente
y después… rompe a llorar.
(Quizás no tenga importancia…
Yo os lo cuento)
Ya sabéis que a mi las losas
me han gastado hasta los huesos
del corazón,
pero ver llorar a un hombre
es algo, siempre, tremendo.
Y este preso no es un árbol
que se ha roto. Sigue ileso.
Pero de pronto ha venido
todo lo “suyo” a su encuentro
en esta noche tranquila…
Con su dolor en mi pecho
le miro. No puede verme.
Sus ojos están muy lejos.
Sus ojos cerca, llorando
tan suave, tan hondamente
que apenas si mueve el aire
y el silencio.
Un “alerta” le estremece.
(Por el patio
se oye cruzar el relevo)

http://www.marcos-ana.com/

http://es.wikipedia.org/wiki/Marcos_Ana

http://www.unpremioparamarcosana.org/

Culo de la Neurótica

---...allá por la primavera del 2006, Antonio Marín Albalate, como siempre, me puso al corriente de una publicación que versaba sobre cuadros y poemas, sobre culos femeninos, sobre ellas a primera vista...a mí me tocó el de la neurótica...y nunca más se supo...---

Acabas de levantarte de la cama
y ya parece que no te distingo
rehuyendo la mirada copulada
del que dio forma a ese contorno,
ahora veloz,
ahora besado
por los halos de luz penetrando
entre los ojos múltiples de la persiana.

Acabas sin duda de iniciar la huida
mientras conservo el sabor oscuro
y el tacto pétreo, mientras deseo
que dejes de moverte como si nada
hubiese terminado, como si nada
hubiera ocurrido allá dentro.

Homenaje a Leopoldo Hércules de Solás





Ayer, día 26 de Junio, nos reunimos varios conocidos, varios olvidados por el camino de la propia existecia, para homenajear al heráldico Leopoldo Hércules de Solás en el cuarto aniversario de su lamentado fallecimiento.
Aquelarre en su memoria, la memoria de un verdadero personaje de nocturnidad incombustible, de Jameson con hielo, por sus versos que eran más citas de su vida que palabras en papel, por aquella caimada con voz de nieve, por aquel cigarrillo de tabaco negro que no acaba de consumirse.
Allí estuvimos y leímos, recordamos y bebimos a su salud, hasta el año que viene donde las promesas de otro homenaje y una publicación en su recuerdo nos vuelva a reunir como brujas ante el sortilegio de la noche.
Por ahora estos versos improvisados y dulcemente dedicados con sabor a whisky.
Una luna nueva
contorneando la sombra
de tu cuerpo,
desnudo y de sudor
abierto a mi boca
creciente que te susurra
frío amor,
rodéame con tus piernas.

En Busca del Material Perdido...

Señalar brevemente que ya estamos buscando material para el primer número de la Revista "Ningún Lugar", a salir preferentemente en el otoño de este año. Ésta albergará tanto el género poético como narrativo. Así que aquellas personas que quisieran participar pueden ponerse en contacto conmigo a través de la siguiente dirección de correo electrónico: velasco.ningunlugar@gmail.com
Un fuerte abrazo.

Revista Ningún Lugar

Y ya que estamos con revistas y andanzas creo que es buena hora para adelantar que para otoño estaremos embarcados en una nueva aventura literaria...diez años después y con el gusto más afilado, claro está.
Para esta historia me acompañará mi buen hacedor de ideas y amigo Guillermo Vivero Salmerón.
Poco más podemos adelantar, salvo ganas de calidad, sobriedad y el nombre de la misma...

Amalgama Número 3 (Noviembre 1999)



...y con todo llegamos al tercer número de Amalgama.
Un número que fue más de transición y en el que se volvieron a recurrir a los mismos errores del inicio, así que para no "amargar" más el recuerdo no los voy a citar de nuevo. Ya no hace falta decir que había demasiada gente que opinaba y que ninguno coincidíamos en el objetivo final. Así, este tercer número parecía más un proyecto de comuna juvenil en el que cualquiera pudo meter su mano sin tomar responsabilidades.
Por ello estas dos portadas, recuerden que una era para la sección de poesía y otra para la de narrativa, en las que no se diferencia el dibujo...o lo que fuese...ya ni me acuerdo. Cómo tampoco recuerdo a algunos de los publicados en la misma, personas que ni conocía y que poseían un dudoso talento para esto de la pluma.
Con todo, y a pesar de todo, salió en aquel penúltimo Otoño del siglo XX con estos nombres: Por la sección de poesía Alfredo Wandossell Amate, Guillermo Vivero Salmerón, Vicente Velasco Montoya, Juan Ignacio Ros Pérez (que seguía bajo su pseudónimo Un Fuego sin Llamas), Sergio Gallego Morales, José Miguel Arroyo, Antonio Llorente Abellán, Héctor Castilla, Elena Orenes y Ángel Galindo Piñana; Y por la sección de narrativa Vicente Velasco (con mi único relato publicado en esta etapa), Antonio Vela, Salvador Calero y Francisco Buyo.
La editorial corrió a cargo de Juan Ignacio Ros Pérez...una amalgama para buscar maravillas en un mundo diseccionado...
Bueno, la única verdad es que éste fue el último número en el que se funcionó de tan mala manera...porque si no pocas maravillas íbamos a buscar. Asumí un poco el control de la situación, ya que parecía que era el único que se cogía verdaderos enfados por el asunto...
Y no me equivoqué, pero eso será en la entrada del número 4, mientras leamos este poema de Ángel Galindo Piñana, con el que el día 30 de de este mes de Junio del 2009 uniré mi voz a su guitarra en un, seguro, delicioso recital.
Reflexión
Geométrica perfecta
indeleble dogma de fe;
formas ovaladas
sobre mentes imperfectas.
Linea recta interminable,
sinrazón desmesurada.
Perfección metropolitana
para cabezas enfermas
de seso y capital.
Los pilares de la vida,
perfectas obras de cemento.
Los ideales se corroen
en una viga de refuerzo,
lo propio se delimita
en ilusiones de bolsillo
donde no entró jamás
un rayo de sol.
Y una mente sin balcones,
¿podrá algún día
ver por si la luz?
¡Qué tristeza tan sutil!
Ángel.

Brevedad de la Soledad (Interludio 5)

Arranco a los años de su naufragio
quedándome yo en la isla
donde siempre recito de memoria
nunca viniste a mi rescate.

Amnesia (Interludio 4)

Quedarse con el alma
como hoguera asustada y ceniza
de la oscuridad toda,
fría, que la rodea,
al despertarse y no recordar nada
de los cuentos e historias
que por la infancia nos hacían niños
y por la vejez rota
nos muda como locos de la noche.

Quién recordase dormir...

---...improvisación provocada por el mismo tema que yace en los versos...---

Espejo Nocturno (2ª Estancia)

En la lenta sábana de la noche he pensado si el Zenón de Marguerite Yourcenar experimentó la misma soledad que yo en estos instantes. Si realmente la soledad es una decisión o un leve empujón de la multitud, bramando sus inútiles sueños día tras día...el sol saldrá por el Este y punto a los sueños.
Qué nos lleva a exiliarnos a una Brujas infectada por la ambición y la mediocridad. En dónde radica la finalidad de escapar una y otra vez por y para nunca ser escuchado, y una y otra vez oir repetido las mismas palabras en el mismo orden y con la misma intención, los mismos cinco actos clásicos del teatro, el mismo final...el mismo al que llevó, desconsolado pero sin más opción, su antaño amigo Bartholommé Campanus al único personaje que importaba en esta historia.

-Mi muerte me parecía segura, ya no me quedaba más que pasar unas cuantas horas in summa serenitas...

4 en Tris Tras

A la larga los proyectos van tomando forma, de una u otra manera, salvando o esquivando los escollos o la apatía provinciana.
Hace unos meses os informé, exactamente en Febrero del presente año, la realización de un recital que no llegó a realizarse por dificultades técnicas que las ganas no podían solventar.
Afortunadamente hemos unido los destinos de cuatro personas para realizar un recital que a la par sea de poesía y de guitarra, música y voz entrelazadas como homenaje al inicio de todo arte en la historia de la humanidad.
Allí estaremos el que os escribe, Vicente Velasco Montoya, la nieve de Antonio Marín Albalate, y las cuerdas de Ángel  Galindo "El Piña" y David Eme.
Será en el Bar Tris Tras (Carretera El Palmar nº5, Fuente Cubas-Cartagena), el 30 de Junio de este mismo mes y estaremos a puerta cerrada, con invitación a todos aquellos que se quieran acercar de manera sincera, los cuales sabemos sois muchos.

Allí os estaremos esperando los 4.

(El Deseo de la Estatua, XIX poema de la II Parte)

---...un recuerdo de hace diez años...---

He visto el paraíso,
condenado,
en una caja de cerillas.

Camina el hombre de paja,
armado,
los gavilanes en tierra.
Abren los párpados,
despiertan,
al algodón ardiendo.
En su frente ampollas,
crucificando,
los brazos ahora humanos.

Observa el sol con ojos de mármol,
cenicientos,
y verás el humo senil del paraíso.

Caligrafía de la Nieve (Antonio Marín Albalate)


Hace pocas horas hemos presenciado el retorno de la nieve bajo la mano de su mayor hacedor, Antonio Marín Albalate. Después de larga sequía y desierto, el poeta retorna blanco como sexo primerizo.
Ha sido todo un privilego volver a escucharte. Por ello, sobran estas palabras y faltan las tuyas, amigo mío, las cuales quedan aquí reflejadas en un poema que, sin más remedio, tuvimos que aplaudir y convertirlo en el último de la tarde.


Y PASARON diez días.
Primavera,
la suma de los años
por venir.
El chat, las copas, la noche, los e-mails,
las velas, las tartas, los amigos,
las flores...
y el dulce escalofrío de los
nueve números de ese móvil que suena.

Besos recientes de nadie
a la luz de tu voz.

Quiero decir, estos locos labios míos
que, como un destino, te buscan
para beber la nieve de la vida
en la concha de tu boca
donde se transforma.

Antonio Marín Albalate
"Caligrafía de la Nieve" - Ediciones Tres fronteras, 2009

Hache 2006

---...en el 2006 Héctor Castilla y Cristina Morano tuvieron la delicadeza de incluirme, con dos poemas, en la edición del tercer número de la Revista Literaria HACHE, creación minimalista, dedicada al verso por el verso, verso a verso con el negro y la plata como transfondo...---

DISERTACIÓN ENTRE LA ÓPERA Y EL FANTASMA

Además de los restos del naufragio
encuentro los miembros incontables
de espejos abrasados
como gran venganza de la miseria humana
nunca observada por sus propios dueños.

Además hay hombres corriendo,
pisando lo escaso que aún les pertenece
de sí mismos, hombres sin rostro
a esta hora de reflejarse en el océano.


POTEMKIN (fotograma)

Siempre hay nubes sobre el cielo de San Petersburgo.
Sobre el puerto,
sobre los navíos,
sobre las cabezas
y de nuevo sobre las nubes.

Ese amanecer no hubo diferente itinerario. Embarcamos
bajo el telón de la marea
donde ya actuamos como náufragos.

Ese amanecer, el mismo guión, el mismo teatro,
el mismo público
con sed de despedida
y rostro de ancla.

Por siempre bajo el trasluz de las nubes,
siempre recordándonos en blanco y negro,
polizones en una filmoteca de imágenes mudas
y palabras ahogadas.

http://revistahache.blogspot.com/2008/04/poemas-de-vicente-velasco.html

Por Diez Cañones por Banda...

---...publicado por Huerga y Fierro el pasado Otoño (impreso en Diciembre del 2007), bajo la batuta de Antonio Marín Albalate y Juan Cartagena (siempre agradecido a los dos), apareció este poema dedicado al maestro del cantar y de ser autor...recuerda Antonio que aún nos queda el Mucho más B...---

AUNQUE TARDE

En esta noche blanca de sabor esmaltado,
esas noches de voz sola y sin testigo,
te encuentro más palabra disonante,
más barrio de miradas cercanas y conocidas,
como las notas de una melodía acumulada
en años de sentarse en un banco de otoño y ver
a la gente expirar sueños y demonios de alcoba.
Conoces de las despedidas y de más allá
de la distancia, aprendes de la costa, su arena
y de la orilla y de las aceras y esos libros
de poesía abandonados en un viaje a otras manos.

Y aún así no habíamos coincidido, siempre falté
a la cita, a esta misma hora, esta misma noche
en la que me apresuro a partir, esperando
que me acompañes aunque llegara tarde.

Poemas en el Olvido 2

---...en un recuerdo a J.A. Goytisolo, el 3 de Enero del año 2000 nacieron estos versos...un par de meses antes participé en un acto conmemorativo del poeta fallecido (suicidado por los medios de comunicación), junto a Antonio Marín Albalate, Antonio Llorente y Héctor Castilla...espero que no sea tan profética la poesía como dicen algunos...---


Vicente, no sirves para nada.
Claro, nunca sabrás como ganarte la vida
con esos candados y soles de herradura.

Vicente, no sirves para nada, dicen
pero yo te digo
cuando termines de ganar
verás que la meta
son dos metros de tierra
por encima de ti
y de todo aquello que tú valías.

Poemas en el Olvido 1

---...poema de principios del año 2000...olvidado y en una tarde de tedio y domingo del nuevo siglo, sigo fumando...---

Dicen que fumar es perjudicial,
dicen
fumar escribiendo,
el miedo a los incendios
dicen,
fumar acostado y de sueño,
el miedo a los incendios
dicen
que yo les digo
nada peor que aquellos pechos,
los tuyos,
te digan que no le gustan los hombres,
digo
que fumen.

Poema Inconcluso (Interludio 3)

Y nada para esta página.
Ni una mujer, ni una ciudad,
ni un poeta engañándose.
Ninguna mentira.
Vacío de lo versos
y ninguna voz que te diga
no pasa nada, la misma mentira.

Ya se ha consumido la noche.
Amanece. Luz quebrada.
Ninguna noche
significa nada sin un suicidio,
sin un crimen, sin un grito.

El resto de lo que ya conoces
se diluye con ese sueño
que no piensa.

---...poema inconcluso de principios del 2008...y así creo que se quedará...---

Amalgama Número 2 (Mayo 1999)




Es momento se seguir relatando aquella aventura que fue la revista literaria Amalgama. Deslizarnos unos meses más en el calendario de aquel ya lejano 1999.
Aquel número traería consigo una notable modificación en el formato de la revista, el cual condicionaría el resto de las demás tiradas posteriores. Al introducirse un buen número de relatos y, sobretodo, por las indicaciones que me hizo personalmente Antonio Llorente Abellán en aquel desaparecido Café-Bar Espartaco de Cartagena, llegué a la conclusión de dividir la revista en dos secciones, una enteramente de poesía y otra de relatos.
Las secciones también tendrían su delimitación física en el formato, ya que cada una tendría una portada diferenciada a cada cara de la revista, estando cada una a la inversa para que se pudieran leer con mayor comodidad. Así, encima de estas linea se pueden observar las dos portadas.
Portada que esta vez tendría un color granate, el cual decidimos Antonio Vela y yo mismo, que para esa ocasión, y para evitar dislates que ya citamos en el recordatorio del número 1, nos hicimos cargo de la realización de la misma.
El resultado fue notablemente mejor, a excepción de que las portadas no salieron ni por asomo como debieran. Aún así fue una bocanada de aire ante tal infausto inicio.
En este número participaron, además del presente con los poemas Iridio 0º e Isósceles, en la sección de poesía Ginés Marín Iniesta, Sergio Gallego Morales, Alfredo Wandossell, Mª Carmen Pérez Almagro Vegekim, Miguel Arroyo, Juan Ignacio Ros bajo su archiseudónimo Un fuego sin Llamas, Ángel Galindo Piñana, Eduardo Solano, Elena Orenes, Guillermo Vivero, El Dormilón (---que sigo sin recordar quién era---), y Antonio Llorente Abellán bajo el pseudónimo de El Tercer Hombre. Y para los relatos tuvimos a Juan Gómez, Alfredo Wandossell y Antonio Vela.
La editorial correría a mi cargo, enfocada a la necesidad y osadía de aquel que escribe y su necesidad de ser leído, terminando con estas palabras: "Ese descubrirse ante tantos ojos, amalgama de pensamientos, sólo nos lleva a una inminente conclusión, ceñida en que aquél que escribe se desnuda, pero nuna lo hace por completo ya que siempre se deja los calcetines del revés."
Como nota a recordar señalar que se concretó con un dueño de un bar de Cartagena, cuyo nombre no voy a decir públicamente, un recital de presentación, pero el cual no se pudo realizar ya que tuvo el despiste de olvidarse del mismo, dejándonos en la estacada una tarde calurosa de Mayo.
Para terminar dejo aquí el poema de Antonio Llorente Abellán.
Poema Suspiro
Insensatez de los cuerpos
que se tambalean
bajo la piel,
el muro blando
que nos existe.
Y un ay dolorido
de no tener conciencia
de los dioses que aguantamos en la sangre
encerrados,
bostezando como locos.
El Tercer Hombre

Espejo Nocturno (1ª Estancia)

---J. Ward Moorehouse y Jimmy Herf---


En estas horas, nocturnidad besando nocturnidad, creo sentirme J. Ward Moorehouse. No, mejor Ward Moorehouse a secas, Ward en Pittsburgh, maldiciendo al Times Dispatch y el camino que le llevó a aquel periódico. Maldiciendo su vida por no poder maldecir más allá de su pasado.

Digo Ward y no J. Ward, porque ya saboreé en mis carnes a este último, y me detuve a tiempo. Siempre antes.

Por ello supongo que, como todas las noches, proseguiré mi insomnio y clausuraré mi mirada recitando a Jimmy Herf, ningún héroe, ningún conquistador, ningún amante, pero ese sempiterno personaje-persona que empieza y termina las historias.

-Oiga, ¿me deja usted subir? -pregunta al hombre pelirrojo que lleva el volante.
-¿Adónde va?
-No sé... Bastante lejos.

...de este sueño arrebatado.

Hombre Oculto por la Lluvia

---...poema dedicado al aquí nombrado, gran vaso para gran voz, gran haiku para esa gran exhalación de tabaco, gran MacCallan para grandes noches en la memoria...tú ya entiendes si estás leyendo estas lineas...---
a Leopoldo Hércules de Solas
-in memoriam-

Hombre Oculto por la Lluvia

Era un viejo de tierra y boca de raíces,
anciano de manos y de piernas,
mirada que oscultaba el cielo,
cuando acerqué las pisadas
arrastrando huella a huella
la insolación de la soledad.

Sin bajar el rostro habló árido
del cielo que nunca sintió compasión
por un océano sin lugar para esconderse.

Ya nadie lloraría por aquel arbusto
-me dijo-
ni siquiera yo, dándole la espalda,
dejándole oculto en aquel oleaje nublado
que se negaba a caer todo en un instante
para acabar la obra de una vez por todas.

El Teatro


---...08-07-2005...poema de un pequeño poemario titulado "El Espacio Efimero", el cual cogió su título del tema general de número 3 de la publicación Antaria (Fundación CajaMurcia-2005), en el cual salieron varios poemas publicados...posteriormente, éste fue galardonado en un concurso provincial en la ciudad de Cartagena...este poema pasó, con el tiempo a integrar parte de este Ningún Lugar...---


EL TEATRO

Acabas de citarme para el último acto
donde los demás personajes han huido
y la voz del público siempre es un único silencio.

Hay mucho escrito a nuestras espaldas,
demasiadas escenas omitidas, tantas frases
que nuestro nombres precedían, tanto papel
y esta amnesia que aún recorre la representación.

He vuelto a releer el diálogo
y sigo creyendo que este telón,
donde siempre nos hemos ocultado,
no debería alzarse de nuevo.

Solamente se vería una boca completamente vacía.
La del director pidiendo el final
del que ya nadie es ajeno.

Avión de Papel -palabra por palabra-


---...25-03-2004... de un poemario olvidado y descuartizado con el mismo subtítulo del éste que os presento...---


AVIÓN DE PAPEL
-palabra por palabra-

Aún ofrecería la palabra por la palabra,
la voz por los alaridos y el insomnio,
la oscuridad por la noche
que tempera estos versos.

Os convocaría pero me ausento.
Recitaría todos los nombres
presentando a la memoria
que siempre me ha recordado humano.

Vendería mi alma, la totalidad de la nada,
y sobornaría a mi frente
para que no empañase mi mirada,
para invitar a la misma muerte
con su disfraz de botella vacía.

Ofrecería si cabe mis colillas por el humo
y todas las páginas en blanco
por un vacío virgen de manos,
por escribir únicamente
las líneas necesarias de cada instante.

Estas Afinidades Nuestras


Un placer el poder dar eco a esta iniciativa poética y con ello dar las gracias a Agustín Calvo Galán, al que no tengo el placer de conocer personalmente, y, como no y de nuevo, a Antonio Marín Albalate por darme a conocer este blog en el que nos hallamos muchos conocidos y otros por conocer.
El enlace lo tenéis aquí mismo, en otros lugares, para que podáis descubrir y deshojar poemas y poetas de toda calidad, estilo, posición y pluma.

La Brevedad del Poema (Interludio 1)

Un mes ausente, recordando los últimos versos que escribí, como un somnífero , como un preludio a los insomnios de las últimas noches.

"Con una copa vacía,
colmada de trozos de hielo
como corazones muertos,
escucho el latido de una música
palpitando sus últimos suspiros...."

Mes de habitar en ningún lugar, de revivir una y otra vez una cadencia, una entonación enfática de horas largas como un hierro sin terminar de forjar. Una ida y venida de palabras ignoradas, y de amaneceres en donde se huye hacia el sueño.

Mes de nadie y para nadie. Largas semanas de un Abril sumido en estos versos que se tornaban blanquecinos en la mente. De inspirar y expirar, esperar todo un infinitivo.

Al menos estos versos, breves, ausentes como yo, como este lugar...

Banco de Huérfanos



---...año 2005, año de desierto, de más poemas para Ningún Lugar...---

BANCO DE HUÉRFANOS

Siéntate aquí, en este banco débil
y huérfano. Hoy es más huérfano que nunca.

Mañana no estaremos aquí sentados
pero él seguirá, con toda seguridad, posando
como una obra sin diálogo. No sé que decir.
Excavé y he encontrado una salida.
Miras mis manos, son tierra, frágiles,
fugaces, casi arena. Mejor culpar al desierto.

Acaban de citarme. Es el último aviso.
Quédate si quieres, pero sólo un instante.
Él ya es huérfano, no creo que lo sienta
más que nosotros.

La Estación


LA ESTACIÓN

Un poema es un paso al exilio,
la cara de la despedida
que recordaré con su candado de soledad.

Ya te he escrito el último,
así que bésame, rápido, hay añoranza
con sonrisa de rail, un pañuelo, dos cafés
y aquel reloj que nos abandona a nuestra suerte.

Conserva esta servilleta,
estos versos,
y las lágrimas como único recuerdo
de esta estación.

Cien Años...y no de Soledad.


Parece mentira, pero llevamos cien años escribiendo en esta ciudad...o eso dicen, o al menos eso, Antonio, testifica el título de este libro en el que aparecemos, gracias a Antonio, como no asistimos.

Pero, sin duda, Antonio, hay que darle las gracias a Antonio porque sin él no nos citarían o por lo menos no hubieseis desarmado a la octava de los abacedarios de los que ya estamos cansados...y aun reímos...
(...toda esta marabunta, en apariencia sin sentido, tiene su explicación, aunque siga siendo un sin sentido...que cada Antonio se apropie de su nombre...)

Mi Nombre


-...31 de Marzo del 2004...-

MI NOMBRE

Hay que tachar versos,
llenar las papeleras para una hoguera,
calentarnos con las cenizas de nuestro fracaso
y hendir con la fragua aún roja de tormenta
la herida de nuestros pulmones,
con este humo que se diluye ilícito.

Hay que perder algo de vida,
algo de hombre,
algo de poeta,
por encontrar la palabra que nos nombra
y nos pertenece.

Relato de la Despedida



---...sigue el 2004. siguen las despedidas. las huidas anticipadas...---




RELATO DE LA DESPEDIDA

Partir es una guitarra forjada de dientes
mordiendo al aire la melodía,
quizás un silencio intenso
al caer frágil de la boca.

Partir es tu sonrisa de cuarto creciente
y el puñal en tus manos hundiéndose
certero como el sexo que se despide
para siempre.


Partir ahora es aquel pañuelo
con huellas de sangre
que vuela para no volver a caer
a tus pies.

Noche Abierta



---Verano 2004, caluroso, con ganas de huir...estos versos de ese poemario que llevaba por título "La Gran Huida" y que, como el anterior, se quedo como parte del poemario Ningun Lugar...para la huida, claro está...y evidentemente me fui...---


NOCHE ABIERTA

Noche abierta cuando la derrota
muestra su cara de fotografía omnipotente.
Noche abierta para indagar entre las paredes
los restos de todos los huesos abandonados,
encontrar todas las costillas calcinadas
y una cadera de juguete, un lamento de rótula.
Pesaron demasiado al cuerpo
cuando tuve que agarrar el viento con mi boca
y me ahogué de aire.

Pesaron como ahora,
en este instante de réplica a la realidad
donde reencuentro sumergidos a todos
los latidos tras estas ventanas cerradas,
con los ojos que me preceden como testigos
de una noche abierta
al mismísimo exilio.

Sol negro

Publicación de poemas en el número 3 (2009), de la revista digital Sol Negro...

Tardó en salir, pero salió por el horizonte...


http://www.sol-negro.tk/

Amalgama Número 1 (Febrero, 1999)


Hace ya un década surgió de la nada y para la nada una revista de carácter literario en la ciudad de Cartagena. De ella yo fui co-fundador, redactor, y miembro de la coordinación de la misma, además de ser su dulce verdugo un par de años después.
El germen de la idea nació un verano tórrido de 1998. En una lucha de alcohol, beneficiada por la juventud y las mujeres, una noche, hablando con Francisco Buyo, iniciamos el proyecto de realizar una única publicación en base a poemas míos y fotografías suyas. Aún recuerdo que la portada de la misma iban a ser el perfil de los hombros de una chica que, a la postre, estaría varios años sin hablarme. Claro está, la causa no fue que no le hiciéramos el reportaje.
Al poco tiempo, tomando un café aburrido con Juan Ignacio Ros, poeta sumergido en su mundo, surgió la idea de realizar una revista con el recuerdo puesto en "La Excusa", edición de años anteriores auspiciada por el ya desaparecido "Colectivo de Jóvenes Autores".
Aún así la idea tardó en tomar cuerpo.
El tiempo suficente para que otros dos conocidos llevaran a cabo una idea similar, y a la postre de mejor factura, con el nombre de "La Galera" (en la cual yo participé repetidas veces). Éstos eran Antonio Llorente Abellán y Héctor Castilla...pero mejor que ellos os cuenten su historia...
Tiempo suficiente para que pasara el invierno y entráramos en 1999. Tiempo suficiente para que un día, un buen amigo y buen prosista llamado Antonio Vela, perdido en los confines de Madrid hace tiempo, y yo no decidiéramos poner en marcha el proyecto. A éste, definitivamente, se le unió de manera permanente Juan Ignacio Ros como miembro de la coordinación, además de ser el que bautizara la revista con el nombre de Amalgama (además de buscar el símbolo químico para ilustrar la portada del primer número). Ciertamente no me gustó nada, pero nada se nos ocurría mejor, y así quedó.
Con el fin de financiar de manera autónoma la revista, y así de paso evitar publicaciones de anuncios en la revista, hicimos una cuota de suscripción, además de preveer que con cara tirada (150 éjemplares) pudiéramos doblar los gastos.
Los beneficios siempre tuvieron un buen final. Pregúnteselo al que escribe que también actuaba como tesorero oculto.

Así llegamos al número 1. Se vé que de tanta emoción se nos olvidó poner el precio de la misma, cifrado en 100 de las antiguas pesetas (0,66 céntimos actuales), por lo que en la imagen escaneada de la revista se puede apreciar que se puso a mano. Todo un detalle. Además, se repitió un mismo poema dentro de la revista. Para ser sinceros yo me despreocupé bastante de este número, dejándolo en manos de Juan Ignacio Ros (el cual aparecía bajo el pseudónimo de Un Fuego Sin Llamas, misterio que nunca pudimos arrebatarle), lo cual, visto tanto en su momento como con posterioridad fue un error garrafal. Las ilustraciones interiores son de baja calidad y sin ninguna relación con el diseño y el espíritu literario, y las erratas diversas y para todos los gustos.

Pero salió, color hueso, contando con la editorial de Francisco Buyo, citando a Octavio Paz, los poemas de Alfredo Wandossell, Eduardo Solano, Vicente Velasco, Sergio Gallego, Elena Orenes, Un Fuego Sin Llamas, Víctor Linares y El Tercer Hombre (pseudónimo con el que publicó con nosotros Antonio Llorente Abellán, coordinador de la cita Galera), además del relato de Antonio Vela.

Así, la primera experiencia fue poco grata, pero lo fue, con lo que la idea pervivió, aunque alimentada ya desde el pricipio con males que se dilatarían en la vida de esta revista como, por ejemplo, la ausencia de presentaciones.

De este número, hoy destacaremos un poema de un buen amigo mío, alejado ya de la pluma...

SILENCIO
Cada vez que paso a tu lado
Creo a lo lejos oírte
Y no salgo del propio asombro
¡sh, sh, sh, sh, sh...!
Se eriza la piel
Y me envuelve en seda el miedo
No sé, ni tan siquiera sé si quiero
El ruido del silencio me aturde
Quizás te escuche
Quizás te vea
Quizás te sienta
Preciado instante
De locuras que frecuento
Ahogándome al arrepentimiento
Y entre lágrimas
Por momentos
Sólo por momentos
Recuerde oírte
Oírte en silencio.

Eduardo Solano

P.D.: Asumiendo que todos somos una fuente de errores sin termino yo asumo los míos. Lo más fácil para mí hubiese sido corregir el texto arriba escrito sin dar más explicaciones que las necesarias al ofendido. Así, he de decir que los errores que se cometieron en este número original fueron de todos los componentes de aquel grupo. Más allá de nombres concretos debería haber hecho hincapié en la inexperiencia propia de la juventud.
Por ello, eximo a Juan Ignacio Ros Pérez, pidiéndole disculpas públicas, de la total culpabilidad de los errores, graves eso sí, nacidos en este número 1 de Amalgama...ahora bien, de su parte de culpa no....
Un saludo.
Vicente Velasco a 31 de Mayo del 2011.

Los Grados Necesarios del Naufragio


---...y esa pluma que iba cerrando el 2003...---


LOS GRADOS NECESARIOS DEL NAUFRAGIO

Coger bien la pluma, inclinarla
como en una simulación de alineación planetaria,
Marte, Venus y Plutón. La mitad de Júpiter.
La sombra de Urano y el devenir de la tinta.

Inclinarla, aportar suavidad inefable a la mano,
al igual que las olas esculpiendo la dulce geometría
de los grados necesarios para hundir este navío.

Transcribiendo los versos arabescos de nuestros recuerdos.
Los definitivos en la arquitectura del océano.
Nuestros restos.

Panorámica Inversa



---seguimos naufragando, seguimos en el 2003, frente al mar, en ese lugar...---


PANORÁMICA INVERSA

Un iceberg es un rascacielos invertido.

Chocamos contra la puerta, absurdos
ante el asombro.

Y nuestro ímpetu desfigurado por llegar a la azotea
nos hace quebrar nuestras piernas
por la borda de nuestra existencia.

Y llegar fatigados, deseosos de una panorámica definitiva,
estatuas de agua,
gárgolas del naufragio.

Historia de Recitales 6

Vicente Velasco Montoya
Jueves último de Febrero, 2009, presentación de la plaquette "Divanidosamente Nuestros", cerrando el I Ciclo Nocturnos Sobrios Jueves Poetílicos, con su consiguiente recital en el cual versamos los cuatro actores del año pasado.
Recital con sabor a Tango, a barrio, a calle y a agradecido aplauso. Recital con sonido y brevedad. Seguimos divandando.
Aunque ya no nos llamen hasta el año que viene...
(aquí dejo un enlace donde sale el video del recital)

Poema Dedicatoria

Vicente Velasco Montoya en el Puerto de Cartagena

---...año 2003, del poemario "Argonautas", posteriormente alojado en un poemario mayor, cambiando de título como sección del mismo al de "Ningún lugar para el náufrago"...poemas, éste y sus hermanos, escritos en una época de dulce creatividad a lo largo de unas semanas cálidas en el puerto de Cartagena...sin duda, más de un@ a adivinado como se titula el poemario en el que residen estos versos...---

POEMA DEDICATORIA

Mantengamos el brindis
como un horror vacui a la tragedia.

Pronto quedaremos abandonados en la proa
cuando este Potemkin se adueñe de la inclinación necesaria
para iniciar, como pluma, la escritura de sus últimos versos.

Mantengamos el brindis y que nos dedique la última palabra.

Historia de Recitales 5

Vicente Velasco y Antonio Durá
Presentación del número 6 de la revista cultural Antaria, Murcia, Bar Zalacaín, 2007...Recital corto, siendo la segunda vez que había sido publicado en esta revista, de facturación exquisita.
Viejos conocidos, conocidos únicamente y demás gente en una tarde de Mayo, ya presente el calor del sureste. Poco más que decir.
Al menos tranquilo y en silencio se pueden hacer cosas tanquilas y silenciosas...pena que las fotos no salieran más nitidas, y no fue porque no las quisiera con mayor nitidez...