Desconcierto de las cucharas

Te alcancé antes de que cerraras la puerta
Y pude observar tu rostro por última vez
Mirándome al igual que en aquellas mañanas
De infancia y desayunos recién hechos

El olor a pan tostado
La armonía de las cucharas
Y el calor de la leche recién hervida

Te he llorado al despertarme, limpio
Y lleno de la distancia insalvable
Abrazado he podido esgrimir las lágrimas sin las cadenas del vacío
Y las más crueles de las maldiciones

Te he llorado para que cerrases la puerta
Como en aquellas buenas noches certeras
Asumiendo la soledad de las cocinas
Y el desconcierto de aquellas cucharas.

He dejado una nota en tu pecho.

Bocanadas de ti, escultura
de trazo violeta, tus sueños
y una copa de ginebra fría
en un atardecer de elegantes
nubes para yacer tan dormida.

He dejado una nota en tu pecho.

Los mejores versos están por fraguarse en tu piel.

Los mejores versos están por fraguarse en tu piel

No descarto como Alfeo transformarme en río

O beber de los míticos senos de Amaltea

Hasta conseguir que el oráculo me entregue

El augurio reservado para calmar tu fuente

Con la sed de mi boca que te nombra poema.

Presentación de "Martillo", de Alejandro Hermosilla.



Esta misma noche quedamos todos convocados a la presentación de la ópera prima de Alejandro Hermosilla, escritor cartagenero residente en México, la cual representa a su vez el primer título de la nueva Editorial Balduque.

La ceremonia será oficiada por Fran Sevilla y José Alcaraz y, como no podía ser de otra manera, el lugar de encuentro será el Bar Ficciones de Cartagena a partir de las 21:30h.

Yo no pienso perdérmelo.

Y lo sabéis.